ixiptla vol. 3

mariana castillo deball
$ 340 mxn

Ixiptla Vol.3 se abre como un espacio de reflexión en el que antropólogos, arqueólogos, artistas y escritores colaboran en la discusión en torno al modelo, la copia, la influencia y la reproducción.

El arqueólogo recopila fragmentos de cultura material dejados por el paso del tiempo. Mientras trabaja, produce otros objetos: dibujos, notas, mediciones, fotografías y conversaciones. Este material emerge en un tiempo específico, produciendo un doble del sitio original, que comienza a seguir sus propias rutas.

Desde el siglo XIX, los arqueólogos inventaron diversas técnicas para capturar y replicar la evidencia material: en la forma de moldes de yeso, papel, facsímiles o modelos a escala. Ixiptla sigue la trayectoria de estos objetos desfasados, que parten de un contacto directo con el original y se llevan una parte con ellos, así como la huella de un momento particular en la historia.

El concepto nahua de ixiptla se ha traducido como “imagen, delegado, sustituto o representante”. Ixiptla podía ser una estatua, una visión o la víctima que se convierte en el dios destinado al sacrificio. Varios ixiptlas del mismo dios podían ocurrir de manera simultánea, sin que sus semblantes sean necesariamente idénticos. Ixiptla deriva de la partícula xip: “piel, cobertura, cáscara”; es el contenedor, la presencia reconocible, la actualización de una fuerza imbuida en un objeto: un ser ahí, que remueve la distinción entre esencia y materia; original y copia. En este sentido, el ixiptla y la imagen toman caminos distintos. Ixiptla es la manifestación irresistible de una presencia.